Gimnasia pre - parto

Gimnasia pre - parto

Los ejercicios durante el embarazo son ideales para adaptar el cuerpo de la mujer para los futuros cambios, y para fortalecer la musculatura. La rutina de ejercicios puede ser intensa pero regular, no realizando actividades bruscas, entre otros aspectos.

Algunas mujeres creen que despues de quedar embarazadas no deben realizar ninguna actividad física. Sin duda, la anterior premisa no encarna la realidad, en vista que una mujer en estado de gestación debe hacer ejercicios, previamente indicados por el doctor de turno.

La gimnasia regular durante el embarazo asegura que este será un proceso saludable. A continuación algunos consejos, que pueden considerarse para alumbrar a un bebé de manera óptima y sin problemas.

En primer lugar los ejercicios a realizar deben ejecutarse regularmente, obviando las actividades competitivas.
La rutina de ejercicios efectuada por una mujer en estado de gestación no se debe realizar en ningún caso, cuando ésta se encuentre con alguna gripe y que haya desarrollado fiebre.
En todo momento mientras se realizan los ejercicios de debe descartar de la rutina los saltos bruscos.

Antes de realizar alguna serie de ejercicios de manera intensa, se debe hacer ejercicios de calentamiento y estiramiento muscular por un lapso de cinco minutos aproximadamente.

Tomar la frecuencia cardíaca luego de una actividad intensa como parte de la gimnasia, para determinar si es que existiera algún tipo de exceso y saber cuándo detenerse.
Tomar abundante líquido antes y después de ejecutar la rutina de ejercicios, pues ello evita un cuadro de deshidratación.

No debemos olvidar que el ejercicio físico fortalece los músculos, los cuales deben ser fuertes para el parto. Asimismo, la rutina de ejercicios mejora la postura y calma algunas molestias como los calambres en las piernas o los molestosos dolores de espalda.

Además otro beneficio de la gimnasia pre natal es que ayuda a oxigenar la sangre, teniendo una circulación óptima, y preparar el cuerpo para la etapa final.
Si se trata de un embarazo sin problemas se puede seguir practicando los deportes que se hacían anteriormente pero bajando la intensidad.

Otro detalle que debe considerarse es que el médico debe monitorear todos nuestro cambios, nutrición, así como la rutina de ejercicios.


Patrocinados
Disfruta de tu cuerpo y luce más guapa con quierete.com. Un año más ofreciendote el mejor contenido.
Copyright © 2003-2018 Quierete.com. Todos los derechos reservados.

contacto - datos identificativos - aviso legal - publicidad